6.4. Escayolista

6.4.1. Tareas más representativas

El escayolista es el profesional encargado de cubrir el techo de la obra con placas de escayola y enlucirlas.

Las principales tareas en este puesto son:

Las principales máquinas-herramientas utilizadas en este puesto son:

6.4.2. TME y lesiones habituales

Imagen Lesión

Una lesión muy frecuente en escayolistas es la tendinitis crónica del manguito de los rotadores que se suele producir por trabajar con los codos elevados en tareas que demandan el uso continuado del brazo en posición de flexión elevada.

Estos movimientos de alcances por encima del nivel del hombro también pueden provocar la compresión de los nervios y vasos sanguíneos que hay entre el cuello y el hombro, es lo que se conoce como síndrome de la salida torácica o costoclavicular.

Lumbalgia por posturas forzadas de tronco y manipulación manual de cargas.

Las posturas forzadas de tronco y cuello (extensión, giro, etc.) que adoptan los escayolistas para acceder a zonas complicadas o visionar continuamente la zona de trabajo (techo) provocan en muchos casos la aparición de cervicalgias y dorsolumbalgias.

Epicondilitis y epitrocleítis 

Y en general tendinitis del miembro superior principalmente asociadas a movimientos repetitivos y forzados de la articulación del codo y la muñeca. Son muy habituales en las tareas de realización de pasta, repasado de techos, etc.

Las posturas forzadas de la muñeca, especialmente los movimientos de extensión y flexión pueden terminar provocando la aparición del conocido síndrome del túnel carpiano por la compresión del nervio mediano en la muñeca.

6.4.3. Recomendaciones para reducir los riesgos ergonómicos

A continuación se plantean una serie de recomendaciones de cara a la mejora de los riesgos ergonómicos existentes en este puesto de trabajo:

Usar plataformas adecuadas para reducir la flexión de brazos cuando se trabaja en el techo. Hay que tratar de que las plataformas sean regulables en altura de forma que se adapten tanto a las necesidades de la tarea como a la estatura de cada uno. Además, hay que asegurarse de que la plataforma sea estable y segura. Cuando se trate de determinados trabajos, por ejemplo más puntuales o acotados, se puede recurrir al uso de plataformas individuales tipo escalera.

RIESGO ERGONÓMICO

RECOMENDACIÓN

Ubicarse enfrente del plano de trabajo y planificar los movimientos a realizar a fin de evitar giros de tronco e inclinaciones de cuello. Además, se recomienda ubicar los elementos de trabajo cerca, impidiendo alcances laterales con los brazos demasiado alejados del cuerpo.

RIESGO ERGONÓMICO

RECOMENDACIÓN

Situar el cubo de yeso sobre algún tipo de superficie elevada (mesa, borriqueta, etc.), que quede aproximadamente a la altura de las caderas, de esta manera se evitarán flexiones elevadas de espalda y cuello asociadas a alcances cercanos al suelo. Como opción, la superficie elevada puede ser una mesita con ruedas de manera que se pueda tener siempre cerca del plano de trabajo.

RIESGO ERGONÓMICO

RECOMENDACIÓN

Realizar las mezclas para realizar las pastas en alto, no hacer las mezclas a ras del suelo. Se recomienda colocar los materiales en una mesita a la altura de las caderas. El yeso se encuentra normalmente en un capazo situado a ras del suelo, lo que provoca flexión elevada del tronco y de los brazos.

RIESGO ERGONÓMICO

RECOMENDACIÓN

Usar herramientas adecuadas a las características personales y a la tarea que se ha de realizar. Existen numerosos modelos de sierras, piquetas y otras herramientas con mangos de diferente longitud y grosor y con distintos pesos que pueden mejorar los esfuerzos durante: el serrado de placas de yeso, el ajuste de barras metálicas, la realización de agujeros con piqueta en las bovedillas, etc. Hay que elegir la herramienta que provoque menor esfuerzo y una postura más cómoda de la mano.

RIESGO ERGONÓMICO

RECOMENDACIÓN

Mejorar el agarre durante la manipulación de paneles o placas de yeso grandes con ayuda de un útil de agarre porta-paneles. Asimismo también se puede mejorar la manipulación mediante el manejo en equipo de los materiales.

RIESGO ERGONÓMICO

RECOMENDACIÓN

Transportar los cubos con yeso en carritos, o bien, si es el caso, en la misma mesita donde se mezclen, si ésta dispone de ruedas. Se recomienda también, para reducir el esfuerzo, usar batidora para las mezclas.

RIESGO ERGONÓMICO

RECOMENDACIÓN

Adaptar el ritmo de trabajo, las posturas forzadas se ven agravadas por la repetitividad y el ritmo alto de trabajo. Hay que tratar de adaptar el ritmo de trabajo a las características físicas personales y a las condiciones del entorno (características de la obra, calor o frío, etc.).

Cambiar de tarea. La rotación de tareas es un método efectivo para no sobrecargar la musculatura. Se recomienda organizar el trabajo para poder realizar varias tareas distintas (recoger material, hacer mezclas, preparar herramientas, etc.) y no pasar más de media hora en la misma postura o realizando los mismos movimientos repetitivos asimétricos.

Aprovechar las pausas y descansos para realizar los ejercicios que se recomiendan a continuación.

6.4.4. Ejercicios de flexibilización, estiramiento y fortalecimiento

  1. Flexibilización y estiramiento de hombros y pecho

Una lesión muy frecuente en escayolistas en la tendinitis crónica del manguito de los rotadores que se suele producir por trabajar con los codos elevados en tareas que demandan el uso continuado del brazo en posición de flexión elevada.

Estos movimientos de alcances por encima del nivel del hombro también pueden provocar la compresión de los nervios y vasos sanguíneos que hay entre el cuello y el hombro, es lo que se conoce como síndrome de la salida torácica o costoclavicular.

Ejercicio 1

Posición de inicio

Sujetar las dos manos por detrás de la espalda.

Acción: Llevar las manos lo más atrás posible estirando los hombros y el pecho. No intentar elevar los brazos.

*Evitar elevar las manos. El estiramiento se sentirá al intentar llevarlas hacia atrás.

*No separar las manos bruscamente. Pegarlas a la espalda y separarlas suavemente.

Mantener la posición durante cinco a ocho segundos, hasta que se perciba el estiramiento.

Ejercicio 2

Posición de inicio

Coger un palo o un trapo por la parte de arriba con la palma de la mano mirando hacia la nuca y por abajo, con la mano hacia fuera.

Acción: Sin mover las manos del sitio donde se han colocado, presionar un poco el palo o el trapo como si se quisiera estirar.

Mantener la posición durante cinco a ocho segundos, hasta que se perciba el estiramiento en hombros y pecho.

  1. Flexibilización y estiramiento de zona baja de la columna

Puede producirse lumbalgia por posturas forzadas de tronco y por manipulación manual de cargas.

Ejercicio 1

Posición de inicio: Apoyar las manos en la pared con los brazos bien estirados. Retroceder lo que sea posible hasta el límite de la longitud de los brazos. Doblar las rodillas y estirar la espalda hasta que quede paralela al suelo, poniendo los pies separados a una distancia aproximada del ancho de las caderas.

Acción 1: Tomar aire por la nariz y mientras se va soltando por la boca suavemente ir estirando toda la columna hacia atrás sin despegar las manos de la pared.

*Es importante mantener el abdomen recogido. Colocar el cuello entre los brazos.

Mantener la posición de diez a quince segundos hasta que se perciba el estiramiento. Repetir de tres a cinco veces.

Ejercicio 2

Posición de inicio

Apoyar las manos en los tobillos con los brazos bien estirados. Doblar las rodillas y arquear la espalda, con los pies separados hasta una distancia similar al ancho de las caderas.

Acción 1: Tomar aire por la nariz y mientras se vas soltando por la boca suavemente hay que ir “recogiendo” el abdomen empujando el ombligo hacia la columna.

Acción 2: Soltar los brazos y subir lentamente a la vertical.

*Es importante mantener el abdomen recogido. Colocar el cuello entre los brazos mirando hacia el ombligo.

Mantener la posición de diez a quince segundos hasta que se perciba el estiramiento. Repetir de tres a cinco veces.

  1. Fortalecimiento de las brazos / muñecas.

Epicondilitis y epitrocleítis

y en general tendinitis del miembro superior principalmente asociadas a movimientos repetitivos y forzados de la articulación del codo y la muñeca.

Son muy habituales en las tareas de realización de pasta, repasado de techos, etc.

Las posturas forzadas de la muñeca, especialmente los movimientos de extensión y flexión pueden terminar provocando la aparición del conocido síndrome del túnel carpiano por la compresión del nervio mediano en la muñeca.

Ejercicio 1

Acción 1: Estirar los brazos hacia delante situándolos ligeramente por debajo de la altura de los hombros. Dirigir los dedos hacia arriba doblando las muñecas.

Acción 2: Dirigir los dedos hacia el suelo.

*Hacer el movimiento desde las muñecas, como si se quisiera parar algo que viene hacia nosotros.

*Llevar los hombros bien hacia atrás.

Número de repeticiones: de cinco a diez veces.

Ejercicio 2

Acción 1: Estirar los brazos separados del cuerpo formando una V. Dirigir los dedos hacia arriba.

* Alargar el cuello como si te estiraran desde la coronilla hacia arriba.

Acción 2: Dirigir los dedos hacia el suelo.

* Hacer el movimiento desde las muñecas y mantener la espalda derecha.

Número de repeticiones: de cinco a diez veces.

EJERCICIOS COMPLEMENTARIOS

Vídeo demostrativo

  • Ver video